Responsabilidad de los Representantes Legales: Principios que la rigen

Responsabilidad Representantes Legales

¿Necesitas Contratar Nuestros Servicios?

Comenzemos a trabajar en tu problema hoy

¿Tes has preguntado alguna vez que rige la conducta del representante legal de una empresa?

¿Quizás eres él o la representante legal de una empresa? ¿Tu socio? ¿ O un tercero, ejerce dicha labor?

El representante legal de una empresa, suele ir asociado a denominaciones como «El Gerente», «El Administrador», «el Agente» y, dependiendo del tipo de Sociedad Comercial o del tipo de Administración Social, podría ser incluso un Directorio. Sin embargo, para efectos de este artículo nos referiremos indistintamente a el como «Representante Legal»

Como todo sujeto de Derecho, el Representante Legal tiene normas que rigen su actuar, pero también principios.

La actividad del Representante Legal estará regulada por las normas del Mandato, toda vez que su naturaleza corresponde a la de una persona que realiza una gestión por encargo de otra (Directorio, Socios, Empresario o Accionista). Sin embargo, también su actividad se regula por principios.

La importancia, es que los principios son los que permitirán saber en que dirección moverse en caso de dudas o silencio de lo que dice la ley.

Tal es la importancia de los principios, en el Derecho en general y en esta área en particular, que muchas veces los casos difíciles donde no hay normal que regule el conflicto, se resuelve en base a principios.

¿Cuales son los principios que regulan la actividad del Representante Legal de una Empresa?

Deber de Cuidado

Se pide de los representantes legales, que obren como lo haría un empresario cuidadoso y ordenado de sus negocios, invirtiendo el tiempo y esfuerzo necesario para ello y desplegando cierto nivel de pericia en sus actuaciones y decisiones sobre la marcha de la empresa, a fin de maximizar la producción de valor.

Un ejemplo de esto lo encontramos en la ley de Sociedades Anónimas, que respecto de los Directores (aplicable también a los administradores o representantes legales), lo siguiente:

Los directores deberían emplear en el ejercicio de sus funciones, el cuidado y diligencia que los hombres emplean ordinariamente en sus propios negocios y responderán solidariamente de los perjuicios causados a la Sociedad y a los Accionistas por sus actuaciones dolosas o culpables.

Art. 41 Ley 18.046.

Deber de Velar por el Interés Social

Respecto del Interés Social, debe tenerse presente que por lo que el Representante Legal, bajo cualquiera de sus figuras, debe tener siempre el interés de la sociedad como norte de su actuar, el que incluso en ocasiones podría ser diferente al de los socios o accionistas, en cuyo caso deberá primer para este el interés social.

Este interés social, es el aquel común a todos los accionistas o socios, pero diferentes del interés particular de cada uno de ellos, y que se encuentra relacionado con el objeto y causa de la sociedad, que es el motivo que induce a la celebración de un contrato de Sociedad.

Deber de Reserva

Los representantes legales están obligados a guardar reserva respecto de los negocios de la Sociedad y de la información Social a que tengan acceso en razón de su cargo y que no ha sido divulgada por la empresa.

LEER AHORA  6 pasos de como iniciar un Restaurante en Chile

La única excepción, es cuando la urgencia y la reserva, tenga como consecuencia una lesión del interés social o se refiera a hechos constitutivos de una violación a los estatutos o la ley.

Deber de Información

Tiene, ademas, el deber de entregar (y también requerir) toda la información que se le solicite, de manera fidedigna y oportuna, respecto de la situación legal, económica o financiera de la Sociedad.

En definitiva lo que se busca, es que no sea un actor pasivo frente a infracciones que estén a la vista, exigiéndosele el rol de solicitar y entregar toda información necesaria.

Esto va relacionado íntimamente con el juicio de cuentas, que es un juicio civil que se conoce en procedimiento sumario, donde se busca forzar a cualquier administrador a rendir cuentas de su gestión, fijándosele un plazo y donde en caso de no estar de acuerdo con la cuenta rendida o detectar inconsistencias, se puede pasar al juicio arbitral de rendición de cuentas, donde se buscará que se haga responsable de su gestión.

Conclusiones

Como puedes ver, la responsabilidad de los gerentes, administradores, directorio, o sea cual sea la forma que tome tu representante legal, está sujeto a principios que regulan su forma de actuar.

En Derecho, en la medida que respetes los principios, sin darte cuenta, estarás cumpliendo con las normas (artículos en la ley) que nuestra legislación establece.

¿Cómo ha sido tu experiencia con representantes legales? ¿Se han portado bien? ¿Se han portado mal?

¿Tienes alguna duda sobre el tema por la que quieras que ampliemos este artículo?

Estaremos atentos a cualquier comentario. Esperamos haberte ayudado.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
  • Avatar Patricia Moraga B. dice:

    Bastante buena la información. Destacar los principios y revelar la existencia de juicios civiles que fuerzan la rendición de cuentas de la gestión del Representante Legal abre la consciencia acerca de la responsabilidad de esta posición. Gracias.

  • >